Que ver en Capellades

Que ver en Capellades

No deja de ser sorprendente que Capellades, un pequeño municipio de la comarca de Anoia que en el 2010 contaba con 5.498 habitantes, sea capaz de atesorar una oferta cultural tan destacable como variada: por un lado, un importantísimo yacimiento prehistórico, y por otro, un singular museo en el que se dan a conocer los procesos empleados en la elaboración artesanal del papel.

Situada a 73 km de Barcelona y a tan sólo 12 km de la capital de la comarca, Igualada, la localidad se halla en el valle del Anoia, en el punto en el que el río atraviesa la sierra Prelitoral y forma el congosto de Capellades.

Sin duda, la primera gran atracción de este pueblo barcelonés es la Balma del Fossar Vell, más conocida como Abric Romaní. Emplazada junto a la orilla derecha del río, se trata de un notable sitio arqueológico que se remonta al Paleolítico Medio y que fue descubierto en 1909. Alguno de los hallazgos más significativos pueden contemplarse en el museo anexo (abierto de lunes a viernes de las 11.00 h a las 14.00 h, y los sábados, domingos y festivos, de 12.00 h a 14.00 h).

El enclave descrito rivaliza en importancia con el otro buque insignia de Capellades: el Museo Molí Paperer (en la imagen). Accediendo a sus instalaciones, el visitante tendrá la posibilidad de conocer los entresijos de la fabricación tradicional del papel, una actividad económica que vivió su mayor apogeo en la zona entre los siglos XVII y XIX. Y todo ello en el marco de un singular molino cuyos orígenes se remontan al Seiscientos. Éste abre sus puertas todos los días laborables de 10.00 h a 14.00 horas, y los fines de semana y festivos, de 11.00 h a 14.00 h.

Asimismo, también merece la pena acercarse hasta la iglesia de Santa Maria de Capellades. Construida en el siglo XIX, el edificio destaca por sus notables dimensiones y por su opulenta sacristía.

Aviso legal - Contacto - © 2020