Barcelona centro

Barcelona centro

Barcelona centro, tu punto de partida

Empezamos nuestra ruta por la ciudad de Barcelona en el punto de partida de muchos de nuestros visitantes, el centro de Barcelona. Pocas ciudades en Europa pueden ofrecer una zona central tan variopinta y a la vez cercana al resto de atracciones de la ciudad.

Una de las principales ventajas de Barcelona para el turista es la comodidad para moverse de una parte a otra del territorio. Barcelona es a la vez una ciudad grande, ocupa aproximadamente unos 100 kilómetros cuadrados, y pequeña. La gran variedad de transporte público en Barcelona y los terrenos llanos hacen que Barcelona se pueda recorrer con gran facilidad. Por lo que el alojamiento en el centro de Barcelona es ideal para poder desplazarse por la ciudad lo más fácilmente posible.

Como es habitual, el punto de partida de un visitante suele ser el aeropuerto. El aeropuerto de Barcelona está situado a unos 16 kilómetros del centro de Barcelona. Es decir a unos 30 minutos en cualquiera de los autobuses urbanos o trenes que regularmente salen del aeropuerto de Barcelona al centro de la ciudad. O bien a unos 30 o 40€ en taxi en función de la hora de llegada.

Una vez llegados al centro y a nuestro alojamiento en Barcelona, podemos recorrer cualquiera de los edificios modernistas que se encuentran en el centro de Barcelona. También podemos dedicar nuestro primer día a ir de compras por Portal del Angel o bien Passeig de Gracia si nuestro bolsillo lo permite. E incluso en los meses de primavera, verano y otoño podemos pasear por la playa de la Barceloneta que se encuentra a 15 minutos del centro de la ciudad.

Si bien Barcelona es una ciudad pequeña, esto es sólo la primera de las partes para explicaros todo lo relacionado con el centro de la ciudad. Desde luego que Barcelona es una ciudad que merece una visita y esperamos que con todas nuestras indicaciones os hagáis una mejor idea de como planificar vuestro viaje.

Como siempre, si tenéis cualquier comentario o consulta, dejad un comentario y os ayudaremos en todo lo posible en vuestro viaje a Barcelona.

Recorriendo el centro de la ciudad de Barcelona

Ya estamos en el centro de Barcelona. Hemos dejado las maletas en nuestro alojamiento. ¿Y ahora qué hacemos? La respuestas podrían ser miles tantas como cosas que hacer en Barcelona. Realmente, depende de donde estemos alojados.

No es lo mismo llegar a las diez de la noche a nuestro alojamiento en las afueras de Barcelona que llegar a las once de la mañana a un apartamento en el centro de Barcelona. Pongamos como base que va a ser nuestro primer día en Barcelona y hemos llegado a media mañana. Ya tenemos todo nuestro equipaje en el alojamiento de Barcelona.

A partir de aquí, podemos ir a ver los primeros lugares de Barcelona. Sobretodo, los más cercanos al centro como pueden ser la casa Batlló o la Pedrera. También se puede descansar en cualquiera de los parques o plazas cercanos al centro de Barcelona como Plaza Catalunya o la Plaça Sant Felip Neri.

Si todo ha ido bien, habremos llegado a la hora de comer. Para comer podéis ir a cualquiera de los restaurantes de Paseo de Gracia donde por un precio un poco elevado se pueden comer varias tapas típicas o en Rambla Catalunya existen varios restaurantes frecuentados por locales donde se puede comer desde nueve o diez euros por persona. ¿Tenéis más presupuesto? Id directamente a alguno de los restaurantes de la calle Aragón o Diagonal donde podréis degustar varios menús completos con una relación calidad precio muy buena.

Después de comer y si el tiempo lo permite, podéis tomar un café o un té en cualquier terraza de las calles y plazas de Barcelona. En primavera y verano con un poco de sombra se puede estar perfectamente relajados después de una buena comida.

Durante la tarde, una opción muy recomendable es pasear desde Diagonal con Paseo de Gracia hasta el mar. Una paseada de unos 40 minutos donde podréis observar toda la riqueza y diferencia de Barcelona y de sus habitantes. Desde el lujo y las buenas formas de Paseo de Gracia hasta la actitud mediterránea de las Ramblas, acabando en la Barceloneta, sus playas y su carácter de pescadores.

Una vez acabada esta ruta, podemos volver al hotel y descansar durante unas horas. Para ser el primer día, la jornada habrá sido agotadora pero habrá valido la pena. Los siguientes días serán agotadores pero descubriréis una ciudad inolvidable como es Barcelona.

Aviso legal - Contacto - © 2019